domingo, 13 de noviembre de 2016

Reseña #225. Adivinando un asesinato, de G.M. Cameron

Adivinando un asesinato


Bilogía Andrómeda I

Traductor: Jennifer Yaeggy
Editorial: Babelcube
Páginas: 305
Formato: Mobi
ASIN: B01M0JEJ2L
Precio: 3,56 €

Sinopsis

El mal que Andrómeda vio en la Estación Central de Glasgow, y por qué ella fue la única en notarlo, estaba más allá de que lo pudiera explicar. De todos modos, lo reportó a la policía, y en ese momento los secretos de su pasado regresaron para tratar de destruirla. 

El Detective Inspector Donnelly investiga un homicidio espeluznante en un callejón de Glasgow, y tiene poco más que la información bizarra de Annie para seguir con su investigación. Seguir ese curso lo haría tan loco como ella. 

A pesar de lo que él piensa, ella sabe que hay un mal oscuro que asecha la ciudad, contra el cual la policía tendrá muy poco poder. 

Pero tal vez ella puede ayudar.

Reseña

Lo que parece una novela policiaca sin más esconde secretos.

El lector irá hasta Glasgow, la gran parte del tiempo, en una época similar a la nuestra. La ciudad se despierta con un crimen atroz: han matado a una mujer, ensañándose con su cuerpo a plena luz del día en un callejón concurrido de la ciudad en lo que parece un acto ritualista... y nadie vio nada. Solo una mujer, Annie, siente una presencia poderosa, un aura tan asquerosa como imponente que la dejó intranquila. Por otra parte está el inspector Donnelly, quien se hace cargo de un caso raro, perturbador y, sobre todo, con total ausencia de pistas que permitan esclarecerlo.
Los caminos de Donelly y Annie se cruzarán en la mujer asesinada, si bien no con el mismo objetivo; Annie quiere escapar de todo mientras que Donelly quiere resolverlo. Con ayuda de la policía, los amigos de Annie, y las investigaciones de la hermana y de una amiga de la fallecida, se intentará explicar esta muerte tan inusual como escalofriante.

Tenemos, ante todo, una novela policial. Eso es inapelable. Pero lo que parecía una novela en la que la protagonista tenía unos poderes más bien tirando a lo falso, resulta que el lector se introducirá en un mundo donde sí hay «magia», pero no como la de Harry Potter, sino magia del tipo espiritual y ritual, algo entre el niño mago y la pitonisa Lola. Para la policía será chocante ver que su única testigo es una «bruja» en los tiempos actuales, con todo lo que conlleva. La verdad que la mezcla de magia con el asesinato y que encima sea magia «real» realmente me ha gustado.

Otra cosa que he visto genial al libro es la distribución de los subcapítulos. En vez de dividirlos sin más están separados por horas concretas. Es decir, a lo mejor un solo tema es lo que pasa a las 9.27 am, a las 2,15 pm, y a las 22,00 pm, generalmente presentando cada corte un o unos protagonistas diferentes al subcapítulo anterior. Desde mi punto de vista le da un toque más realista a la historia, que se vea cómo pasa el tiempo y en qué están gastándolo, y no que en otras parece que se tiran un día simplemente cerca de la máquina de café de la comisaría.
Existen dos tipos de narrador que se dan en los subcapítulos: uno es Annie, y narra en primera persona las cosas que le pasan, averigua, o piensa. Y luego está un narrador en tercera persona para todo lo demás.

Pintura encargada por el zar Alejandro III al pintor húngaro Munkácsy Mihály tras el asesinato ritual de la joven húngara de 14 años Solymosi Eszter
Pintura encargada por el zar Alejandro III al pintor húngaro Munkácsy Mihály tras el asesinato ritual de la joven húngara de 14 años Solymosi Eszter
«Creo que el asesinato se hizo de una forma ritualista. Creo que pudo haber un grupo de personas presentes.- Su cara reflejó algo que no pude identificar.- Fue planificado y metódico, que probablemente sea inusual en un crimen tan brutal. Ella murió lentamente, pero pudo haber sido mantenida consciente de alguna manera por parte de ese tiempo.-»

En cuanto a los personajes, presentan cada uno unas características propias, prácticamente inamovibles, sin una evolución de sus pensamientos hacia otros polos, sobre todo en los protagonistas. El elenco es realmente interesante por lo variopinto del conjunto: un policía chapado a la antigua, una agente con la mente abierta, una bruja, una protectora del refugio de mujeres maltratadas, un experto en simbología gay y su pareja, una monja, una abogada, ritualistas... y así podría estar un rato. No creo que haya personajes que sobren; cada uno aporta su granito de arana a la historia, pero sí que unos están mucho más desarrollados que otros, como también es comprensible.
No quiero comentar mucho sobre los personajes porque en este tipo de novelas es importante que el lector vaya descubriendo los protagonistas y que intente aclarar las cosas.

En cuanto a la forma de narrar, quiero comentar el trabajo de la traductora ya que fue quien se puso en contacto conmigo. Realmente es una lectura amena y ligera, bastante rápida en cuanto al desarrollo de la historia y sin ser cargante con los escenarios. Sí hay que reseñar que está traducido a español neutro -o al menos a mí me lo parece-, es decir, al español que se usa en los medios en Latinoamérica para que todos los hispanohablantes puedan entenderse bien. ¿Qué pasa? Pues que claro, soy español,  y es cierto que hay numerosas expresiones, palabras o construcciones gramaticales que a mí me suenan raras, pero que no impiden que la lectura sea, como dije anteriormente, emana y ligera. Yo he visto la obra bien traducida, sin expresiones forzadas que se notan que son traducciones literales.

¿Qué no me ha gustado? Realmente me ha liado mucho al inicio las siglas de los policías, y al principio no sabía si correspondían a siglas de nombres o de cargos. Quizás es necesaria una nota explicando qué significa.

En conclusión, una novela policíaca con tintes místicos que 

2 comentarios:

  1. hum, no me termina de convencer la verdad, con este género soy muy tiquismiquis. Por cierto, ¿cómo se llama el libro? ¿Adivinado o adivinando?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      Pues si te soy sincero... ni me lo planteé. Pero tras buscar resulta que es «Adivinando» (o por lo menos solo sale así en Amazon). Lo que ha pasado es que he cogido una portada antigua, sin retocar, para la imagen. En la imagen del libro en tapa blanda en Amazon sí pone «Adivinando». Y ahora mismo cambio la portada.
      ¡Muchas gracias! Un besazo.

      Eliminar