martes, 4 de octubre de 2016

Reseña #218. Tan poca vida, de Hanya Yanagihara

Portada del libro Tan poca vida, de Hanya Yanagihara, en la que aprecia, en tono blanco y negro, la parte superior de un  hombre joven con expresión de sufrimiento.

Tan poca vida


Traductora: Aurora Echevarría Pérez
Editorial: Lumen
Páginas: 1008
Encuadernación: Tapa blanda
ISBN: 9788426403278
Precio: 24,90 €

Sinopsis

Para descubrir...
Qué dicen y qué callan los hombres.
De dónde viene y dónde va la culpa.
Cuánto importa el sexo.
A quien podemos llamar amigo.

Y finalmente...
Qué precio tiene la vida y cuándo deja de tener valor.

Para descubrir eso y más, aquí está Tan poca vida, una historia que recorre más de tres décadas de amistad en la vida de cuatro hombres que crecen juntos en Manhattan. Cuatro hombres que tienen que sobrevivir al fracaso y al éxito y que, a lo largo de los años, aprenden a sobreponerse a las crisis económicas, sociales y emocionales. Cuatro hombres que comparten una idea muy peculiar de la intimidad, una manera de estar juntos hecha de pocas palabras y muchos gestos. Cuatro hombres cuya relación la autora utiliza para realizar una minuciosa indagación de los límites de la naturaleza humana.

Tan poca vida se ha convertido en un auténtico fenómeno literario, un éxito sin precedentes en las redes sociales que ha sido unánimemente aclamado por la crítica y los lectores. Hanya Yanagihara, su autora, ha sido comparada con Jonathan Franzen y Donna Tartt por su capacidad para describir con maestría la psicología de personajes complejos y hallar en el camino respuesta a cuestiones universales. Una nueva y joven voz literaria que ha llegado para quedarse.

Mejor novela del año según The New York Times, The Washington Post, The Wall Street Journal, Vanity Fair, Vogue, The Guardian, The Economist, Newsweek, People, Time Out New York, Huffington Post,Publishers Weekly, Kirkus Review, entre otras.

«No cuentes nunca nada a nadie. En el momento en que uno cuenta cualquier cosa, empieza a echar de menos a todo el mundo.»

El guardián entre el centeno, J.D. Salinger

Reseña

Novela que hará al lector viajar con los protagonistas durante más de cuatro décadas, en los momentos buenos pero sobre todo en los malos.



Últimamente estoy leyendo mucho libro intimista. Creía que era un estilo que no iba conmigo pero no ha sido así. Si bien es algo que se aleja totalmente de mis gustos preferidos, de vez en cuando es bueno cambiar el chip, leer cosas distintas y descubrir nuevos autores y nuevas temáticas. Y, de momento, he ido acertado en todo lo que he leído. Toquemos madera.

La historia comienza con cuatro amigos: JB, Willem, Malcolm y Jude. Estos cuatro amigos, todos dispares entre sí, incluso en las razas, tendrán que luchar día a día en una ciudad cruel y dura, una cuidad que no les pone las cosas fáciles a ninguno a pesar de que unos tienen más suerte que otros.
Esta novela hace que el lector recorra junto con los protagonistas toda la vida de cada uno de ellos, centrándose más en la parte entre los 20 años, donde todos se conocieron, y más allá de la cincuentena.

A simple vista parece una novela de tantas que trata sobre la amistad y/o el amor entre cuatro amigos. Podría serlo, pero no es así. Si bien la amistad de los cuatro amigos es un pilar importante en la trama, lo que sujeta al libro, el auténtico eje, es el dolor y el sufrimiento, tanto físico como psicológico, de uno de ellos en concreto: de Jude, el verdadero protagonista de historia.
A mi juicio una definición de este libro es que es una radiografía exhaustiva del sufrimiento de un protagonista y cómo eso afecta a los demás. 

Yanagihara ha sido mundialmente aclamada por este libro. Y realmente se lo merece. No solo por cómo ha sido capaz de plasmar y de diseccionar de una forma magistral el dolor y el sufrimiento humano, que es la parte más oscura y dura de la novela, sino porque ha sido capaz de explorar con una calidad increíble masculinidad, la orientación sexual, los miedos y deseos de los personajes, sus inquietudes... En esencia, sus vidas. Ha creado personajes tan sumamente reales, con tantos detalles y tan cambiantes que casi se pueden tocar.

Hombre joven sentado en el suelo, solo, con su sombra a la derecha de la imagen.

«-Si algo he aprendido es que hay que hablar de los episodios dolorosos mientras aún están frescos o nunca hablarás de ellos. Voy a enseñarte a verbalizarlo, porque cuanto más esperes, más difícil te resultará, y se intensificará en tu interior y siempre creerás que tuviste la culpa. Te equivocarás, pero siempre lo pensarás.
Él no supo cómo reaccionar, aunque al día siguiente, al volver ella a sacar el tema, Jude negó con la cabeza y le dio la espalda, aún cuando ella lo llamó.»

De los personajes podría estar hablando horas y quizás aún me quedaría cosas por decir. Son los personajes más complejos que he leído nunca. Podría intentar hacer un resumen de ellos, pero no lo iba a conseguir ya que quedaría muy cojo. Cuando un libro es tan largo en número de páginas y en los años que la trama dura, y más si los protagonistas empiezan en la adolescencia, es muy difícil hacer un resumen decente. Y ante esa posibilidad prefiero que sea el lector el que valore cómo son los personajes y qué les motiva a vivir. Solo decir lo mismo que arriba: es una autopsia completa de cada personaje, a veces muy pero que muy dura.
Posiblemente lo que más me ha gustado de los personajes ha sido su disparidad, las diferencias tan abismales que a veces existían entre ellos. Y de los cuatro amigos no sabría con quién quedarme, la verdad. Todos tienen cosas que me encantan y detesto, pero quizás sienta más simpatía por Willem, aunque no sé el porqué.
A pesar de que solamente comento lo de los cuatro amigos, hay un elenco de secundarios bastante importante que enriquece la historia, si bien a veces me daba la sensación de que alguno de ellos sobraba.

En cuanto a la narración, tengo sentimientos encontrados. A pesar de sus más de mil páginas, es un libro que se lee estupendamente. Pero no es fácil de leer, ya que aúna partes de extrema belleza con otras verdaderamente duras, sobrecogedoras y oscuras, partes más directas con otras más complicadas. Es realmente denso, no se puede leer a la ligera si se quiere captar todo el trasfondo. Las descripciones, casi inexistentes, cuando aparecen se aprecia que están medidas, sin que molesten a la historia y, además, son de gran calidad.
Por contra, me parece un libro que podía haberse contado con muchísimas páginas menos ya que se llega a un punto que se entra en un bucle de sufrimiento del protagonista. Es como estar todo el rato metiendo el dedo en la llaga, sin dejarla sanar. No sé si es algo pensado por la autora, pero ese sufrimiento «gratuito» que nos brinda no es algo que me apasione y ha habido momentos en los que me ha desesperado.

Aunque mi desesperación duraba bastante poco ya que es un libro en el que los giros de argumento son habituales gracias a los numerosos personajes, además de los cambios de tensión en la historia.

También me gustaría mencionar algo que me ha quedado bastante sorprendido. El libro contiene numerosas faltas tipográficas, como ausencia de palabras, de puntos, frases quizás no del todo bien construidas. Quizás sea porque se mandó a los bloggers antes de su salida definitiva y por eso, entre otras cosas, tenga en la contraportada una frase de "prohibida su venta". Confío en que la edición para el público haya sido corregida completamente, porque sino sería una auténtica pena.

Como conclusión, una novela que sería buena de leer pero no es para todo el mundo. Puede llegar a ser pesada y repetitiva si no se disfruta siguiendo a los protagonistas a través de su vida. En cambio, para quien le guste este tipo de novelas es una lectura casi obligada; simplemente por como es capaz de plasmar el dolor de Jude merece la pena. 

6 comentarios:

  1. Ahora mismo no me llama mucho la atención, pero quizá hago como tú y lo lea cuando me apetezca una lectura diferente, que seguro que lo disfruto más :D
    ¡Me alegra que lo hayas disfrutado!
    ¡Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      Si soy sincero, leí este porque ya estaba leyendo otros mucho más pequeños de este género. Me llegan a dar este desde el inicio y posiblemente hubiese muerto en el intento. Te aconsejo buscarte novelas cortitas y, si te gusta este estilo, ir a este.

      ¡Muchas gracias y un besazo!

      Eliminar
  2. He leído buenas reseñas sobre este libro, y creo que me gustaría, bueno, casi seguro, pero quizá el momento actual no sería el más idóneo. Quizá un poco más adelante.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola! Realmente hay que leerlo con calma. Son muchísimas páginas y es un libro muy denso. Pero sí, si crees que te gustará seguramente sea cierto.
      ¡Un beso!

      Eliminar
  3. Hola acabo de pasar por aquí y me encontré tu blog, yo hace poco hice el mio sería genial que nos pudiéramos seguir,yo ya te sigo tw dejo el mío, saludos http://laslecturasdemagnusbane.blogspot.mx/2016/10/resena-la-peor-senora-del-mundo.html

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola!
      Pues muchas gracias por quedarte con nosotros.
      Un saludo!

      Eliminar