miércoles, 26 de agosto de 2015

Book Tag #1: Los 7 pecados de leer


¡Hola a todos! Hoy es un día especial para el blog, ya que hemos decidido hacer algo nuevo y diferente a todo lo que hemos hecho hasta ahora: ¡un Book Tag!

Para los que no lo sepáis, un Book Tag es un cuestionario sobre libros, y en el día de hoy tenemos un tema concreto: los 7 pecados capitales de leer. Ira, avaricia, lujuria, pereza... ¿Quién no ha experimentado alguna de estas emociones a lo largo de su vida mientras leía un libro, o en relación a la literatura? Seguro que todo buen lector ha sido un experto "pecador" alguna vez...

Ahora bien, ¿por qué hemos hecho esta nueva sección de Book Tags? ¡Pues ni más ni menos que para agradeceros de todo corazón las 100.000 visitas al blog! No podemos sentirnos, tanto Jose como yo, más contentos de ver que nuestro trabajo se ve recompensado con vuestra colaboración y vuestro apoyo. No somos ni mucho menos el blog más grande de Internet, pero ni falta que nos hace. Nos sentimos inmensamente felices de teneros a nuestro lado y de que nos acompañéis en cada libro nuevo que reseñamos. Esperamos que compartáis con nosotros otras 100.000 visitas más, y otras 100.000 visitas más, y otras 100.000 visitas más... 

Y sin más preámbulos, ¡vamos con el Book Tag!






Ira
¿Con cuál autor tienes una relación de Amor/Odio?

José: En este caso no he tenido que pensar nada. Con Tolkien. Amo la historia, todo el Universo de la Tierra Media, pero me enervan tantas descripciones y lo denso que es. Me resultó muy monótono, mi sensación era parecía que leía una guía de viajes a la Tierra Media, pero cuando llegaba la acción era lo que me motivaba a seguir adelante, avanzar en la historia y los libros. Me puedo ver las películas seguidas y no me canso, pero los libros, sobre todo La Comunidad del Anillo, me costaron bastante (menos "El Hobbit").




Stephanie: Umm… Pregunta difícil. Soy mujer de extremos y las cosas, normalmente, o me gustan mucho o no me gustan nada. Pero si tuviese que elegir un autor que a ratos me gusta y a ratos no, quizás me decantaría por el archiconocido John Green, ya que suele darme una de cal y otra de arena. Me enamoró con su novela más conocida, Bajo la misma estrella, y la fiebre Green se apoderó de mí, de modo que días después conseguí otro libro suyo, El Teorema Katherine. Esta vez la sorpresa fue bastante negativa, hasta el punto de casi aborrecer el libro y en especial a sus personajes. Tardé meses en leer un librito de poco más de 300 páginas. John, me rompiste el corazón... Pero hace poco decidí darle otra oportunidad y adquirí Ciudades de Papel, el cual me encantó y lo disfruté casi tanto como Bajo la misma estrella. Ahora no sé si El Teorema Katherine es simplemente un bache entre los libros de Green, o si la bibliografía de este hombre es como una lotería: a veces te hace feliz y a veces te decepciona.

De Green tampoco soporto su afán de crear adolescentes pseudo intelectuales, pedantes y poco creíbles, sin embargo, me encanta su forma de escribir y sus reflexiones. Sí, quizás sí tenga una relación amor/odio con él…


Gula
¿Qué libro devoras una vez tras otra?

José: La leyenda del Cid, una novela para la ESO que reúne todas las leyendas y el Cantar en una historia. En cada periodo de exámenes la tengo que leer, año tras año. No es difícil de leer y tampoco especialmente largo (250 páginas) pero tiene algo que es capaz de atraparme, a pesar de que me lo sé entero.



Stephanie: No soy una persona que suela releer libros, ya que tengo muchos por leer y muchísimos en mi lista de deseados, y creo que la vida que me queda no me alcanza para leer todos los libros que me gustaría… Sin embargo, hace unos años, cuando no tenía dinero para comprar libros nuevos, solía releer una y otra vez un libro que me FASCINABA: Sacrificio, de Sharon Bolton, una novela policíaca con mucho misterio que ocurre en Escocia y que tiene un argumento sumamente original y un final inesperado. Recuerdo haber leído este libro unas cuatro o cinco veces en… ¿dos, tres años? Y sinceramente, recordar ese libro está haciendo que quiera leerlo de nuevo…


Avaricia
¿Cuál es tu libro más caro y el más barato?

José: Mi libro más caro iba a ser las leyendas artúricas de Thomas Malory (50 €) pero al final me quedé sin el dinero. Ahora mismo el más caro es Un mundo sin fin, de Ken Follett, que me costó 29 € por ser de una edición especial.

Los más baratos fueron unos pequeños libros, en pack, que me costaron 1 € los tres: Rimas y Leyendas, de Bécquer, Don Álvaro o la fuerza del Sino del Duque de Rivas y Zaire, de Voltaire.


Stephanie: De todos los libros que tengo, el más caro de todos es sin duda Cuentos Macabros, de Edgar Allan Poe, que vale 28€ por ser una edición preciosa en tapa dura y con ilustraciones. Sin embargo, no lo compré yo, sino que fue un regalo de mi hermano. De los que yo me he comprado, creo recordar que el más caro es Peter Pan, de J.M. Barrie, que lo compré hace poco y me costó 20,90€.

¿El más barato? Tengo muchos libros que me han costado 1€, que normalmente son libros de segunda mano. Por nombrar uno, diré La Odisea, de Homero, que lo compré en la feria del libro de Badajoz y que perteneció a una niña de 1º de la ESO (tiene su nombre escrito y anotaciones por todas partes).


Envidia
¿Qué libro te gustaría recibir como regalo?

José: Posiblemente el de Thomas Malory, pero es tan caro que no quiero tener esa "deuda". Sería idea cualquiera de los libros que componen la serie Warcraft, sobre todo los primeros por ser muy difíciles de conseguir. Aunque, en realidad, tampoco soy muy quisquilloso con las lecturas, por lo que un libro que vaya con mis gustos (los celtas, vikingos, historia medieval, novelas de fantasía, históricas, de ficción... es muy fácil) también me pone muy feliz. De



Stephanie: Buff… ¿Sólo uno? Pues el primero que se me viene a la cabeza es Te Daría el Mundo, de Jandy Nelson, ya que estoy obsesionada con él y llevo varios meses buscándolo en centros comerciales y librerías sin encontrarlo. Sería un regalo grandioso que por desgracia sé que nadie va a hacerme… (sniff).


Soberbia
¿De qué libro hablas para sonar intelectual?

José: De ninguno, en realidad. Cualquiera que me conozca sabe que tengo una curiosidad innata y, de momento, mi misión en la vida es la de acumular conocimientos, por lo que no necesito recurrir a ningún libro para soltar una parrafada en la que casi no la entienda ni yo. Y con mi carrera más aún. Pero sí recomiendo a los que buscan parecer intelectuales El mundo de Sofía, de Jostein Gaarder, que, en forma de novela, cuenta toda la historia de la filosofía y de forma amena, a mi parecer. 



Stephanie: No suelo leer libros para parecer intelectual… De hecho, si lo hiciera, supongo que no leería novela juvenil, pero la leo y me encanta hacerlo. Sí es cierto que hay libros que tengo pendientes leer, no por parecer más inteligente, sino porque considero que la literatura clásica es algo básico y casi obligatorio para cualquier lector. Si tengo que elegir, de los que ya me he leído escogería En las Montañas de la Locura, de H.P. Lovecraft, creo que es el libro más complejo y el mayor reto lector de mi vida; y de los que tengo pendientes para leer, elegiría Hamlet o Romeo y Julieta de Shakespeare.


Pereza
¿Qué libro no has leído por pereza?

José: Ninguno. He dejado dos libros en mi vida, pero ninguno por pereza. No me asustan las páginas; es más, durante una época tuve el pensamiento que las mejores novelas son las grandes. Hoy en día ya no pienso eso. Libro que cae en mis manos, libro que leo, ya sea de teatro, poesía, novela o ensayo.



Stephanie: En esta ocasión tengo bastante donde elegir… En primer lugar nombraré la saga que más pereza me da leer: Canción de Fuego y Hielo de George R.R. Martin. Tengo los tres primeros libros desde hace más de un año pero soy incapaz de empezarlos y me duermo sólo de pensar en empezar con el primero, Juego de Tronos

De los libros que he empezado y los he abandonado sin acabarlos por pereza, sin duda tengo que elegir La Ladrona de Libros, de Markus Zusak, el cual abandoné más o menos por la mitad y a día de hoy ni me planteo continuarlo. No suelo abandonar libros sin acabarlos, pero este ha sido una de las pocas excepciones, ya que se me hizo demasiado pesado e incluso… aburrido. No sé, quizás algún día, en un futuro muy muy lejano, decida darle otra oportunidad (no creo…).



Lujuria
¿Qué encuentras atractivo en los personajes femeninos o masculinos?

José: Debo reconocer que soy un apasionado de la novela fantástica, universos tipo Warcraft y pseudomedievales, así como de la novela histórica, por lo que, quizás, tenga muy idealizados a los personajes. Generalmente me gustan los personajes femeninos valientes, que no se rinda ante las adversidades, si pueden ser arqueras mejor que mejor. Ya en novela sin fantasía, más de lo mismo, mujeres que no se achanten por las circunstancias o los hombres, que sean capaces de sobreponerse a los reveses y que consiga lo que los demás no creen posible. Pero bueno, siempre me queda con buenas sensaciones si no es una pedante y una creída; no sé por qué pero es algo que acaba sacándome de mis casillas.

En cuanto a los hombres soy un poco dispar. No me hacen especial ilusión los héroes "musculitos" creídos pero los veo necesarios; prefiero aquellos que sean capaces de dominar los elementos pero que sean capaces de coger una espada y un hacha. En novelas de no fantasía me gustan igual que las mujeres, valientes, decididos y, sobre todo, no especialmente pedantes o creídos.

Pero, por encima de todas las cosas, mis personajes preferidos deben de tener una evolución, me es indiferente si para bien o para mal, pero que algo cambie en su mente y se comporten o piensen de manera distinta. No llevo nada de bien ver protagonistas que son iguales en numerosos libros de una serie. Tampoco me suele gustar que un personaje al que le haya cogido aprecio cruce la linea de la moralidad (a no ser que sea asesino, eso sí me gusta) pero, como ya he dicho, eso es mejor que ver a un personaje plano durante 500 páginas.


Stephanie: Por desgracia, en el mundo de la literatura no tengo ningún amor platónico. Si hablásemos de videojuegos, podría hablar largo y tendido de los personajes a los que propondría matrimonio ahora mismo, en la riqueza y en la pobreza, en la salud y en la enfermedad, hasta que el divorcio nos separe… Pero no estamos hablando de videojuegos.

Así que, como ningún hombre ficticio de la literatura ha conquistado mi corazón, voy a hablar de cómo sería mi hombre ideal: me gusta mucho la idea de que sea un hombre atormentado por algún hecho traumático del pasado (¿esto es normal?), serio, taciturno, introvertido, con conflictos internos, con tendencia a filosofar interiormente, de apariencia dura y fría pero con gran corazón, que sea fuerte, luchador, pero sin perder su humanidad… (creo que estoy describiendo a un Squall literario…). Sí, mi hombre ideal sería así. Y bueno, si por casualidad también es mono, pues mejor.

Quizás (por favor, que nadie me odie por esto), lo más parecido a esta descripción que he encontrado en los libros es Edward Cullen, el famoso vampirito sensible y, ¿vegano?, del libro Crepúsculo (el de la película NO…).

En cuanto a mujeres, mi musa de la literatura es sin duda Katniss Everdeen, protagonista de la trilogía Los Juegos del Hambre, de Suzane Collins. Mi tipo de mujer ideal es bastante parecido a mi tipo de hombre: una chica seria, fuerte, independiente, que se haga respetar… En resumen: una heroína.

También me gustan mucho las chicas “normales”. Ese tipo de chica con la que perfectamente te puedes sentir identificada, porque se comporta y habla de la misma manera en que tú lo harías, que no es perfecta, que podrías ubicarla perfectamente en tu ciudad, viviendo a un par de calles de tu casa, con la que te cruzas por el instituto o por la universidad… Una chica que a pesar de estar dentro de un libro es tan normal, tan humana, tan realista, que parece de verdad. Como ejemplos de chicas “casi reales” podría nombrar a Lindsay, de El Teorema Katherine, o a Cath, de Fangirl, escrito por Rainbow Rowell.




No hay comentarios:

Publicar un comentario